Periodismo, Reportaje, Uncategorized

Adolescentes: presas fáciles de las adicciones por sustancia

En Pedro Brand el 49% de 478 estudiantes dijo que toma alcohol y el 9% ha usado estupefacientes
El 49% de los estudiantes en cuatro centros educativos del municipio Pedro Brand reconoció que bebía alcohol, de esa cantidad el 30.3% ingirió su primer trago a los 10 años o menos. Mientras, un 9% reconoció haber consumido marihuana, cocaína, heroína, LSD, éxtasis, o metanfetamina.
Esos preocupantes resultados fueron obtenidos con encuestas aplicadas a  478 estudiantes inscritos en  la Escuela Básica Gregorio Santos, el Centro Educativo María Montessori, el Liceo Gregorio Luperón y la Escuela Campamento 16 de Agosto del referido municipio, donde la fundación Krysallis realiza el programa preventivo de consumo de alcohol y otras drogas “Chispas de la Salud”.

Este proyecto avalado cientifícamente por el Departamento de Investigación de la Universidad Iberoamericana (UNIBE) y el apoyo financiero del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) a través del Ministerio de Educación,  trata de impactar en las aulas la vida de niños que  viven en condiciones de pobreza extrema y son presa vulnerable de las adicciones por influencia de su entorno.
Consumo alcohol.  Entre los   adolescentes de 12 a 17 años, estudiantes de séptimo de primaria a cuarto bachillerato,  el 45.2% de los adolescentes reporta haber bebido cerveza, vino o algún alcohol fuerte como ron, vodka o whisky. También el 16% indicó haber tomado más de cinco bebidas alcohólicas de corrido por lo menos una vez.
Incluso, afirman que sus compañeros  lo verían como una persona “jevi” o “chula” si tomara bebidas alcohólicas regularmente.
“Los factores hereditarios y ambientales influyen en que una persona se convierta en adicto”, precisa Elena Hasbún, una de las fundadoras de Krysallis.
 Por lo que asegura que los programas preventivos en los barrios y escuelas permitirá a las autoridades detectar esos factores y evitar que una vida se pierda en el vicio de las drogas.
“Cuando hicimos el estudio en Los Cocos, Pedro Brand, tuvimos que capacitar a los maestros respecto a cómo lidiar con los adolescentes y con el problema de laadicción. También impactamos en la vida de los padres que acudían a las actividades que realizamos”, señaló Hasbún.
 El estudio concluye que la población escolar adolescente de esa  comunidad están en una situación de alta vulnerabilidad al uso de drogas psicoactivas y el comportamiento antisocial por lo que se requiere  una intervención integral.
Baja autoestima
En el estudio que se realizó desde enero a junio del 2013 se evaluaron los factores que llevarían a los adolescentes al mundo de la drogadicción.  Un 26% a veces piensa que no vale la pena vivir;  el 35%   tiende a pensar que  no sirve para nada;  un 19% piensa que en general son unos fracasados y  34% se ha sentido deprimido o triste casi todos los días en el último año.
Comportamientos
  Al 32% no le parece mal que alguien lleve una pistola a la escuela; un  50% no ve  mal que alguien robe algo de más de 200 pesos  y al 51% no cree que sea malo que alguien ataque a otra persona con la idea de herirle gravemente.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s